REZO DEL SANTO ROSARIO UNIÓ A TODA LA FAMILIA POLARINA

Más de 100 familias polarinas fueron una voz en un solo rezo, la última noche del 26 de junio que nos reunimos para rezar el Santo Rosario como es costumbre en nuestra institución educativa.

En estos tiempos difíciles, nuestro fervor, fortaleza y unión son puestos a prueba y sabemos que los momentos espirituales siempre serán una buena oportunidad para demostrar lo unidos que estamos como la gran familia que somos.

El rezo del Santo Rosario unió a nuestros alumnos, padres, abuelos y familia en general; sabemos que la Virgen María escuchó cada una de nuestras plegarias y nos acompañó en todo momento tocando nuestros corazones.




Más de Vida Polarina